Google
 Novedades
 Noticias Vieiro
 Información sobre Vieiro
 Dónde estamos
 Saludas
 Actividades
 Servicios
 Nuestras Asociaciones
 Premios y galardones
 Reconocimentos
 Recortes de Prensa
 Gente contra la droga
 Revista
 Publicaciones
 Galerías
 Enlaces
 Estado de cuentas
 Hazte socio
 Infórmate
 Contacto

S. M. La Reina
Xunta de Galicia
Diputación Coruña
Alcalde de Carballo
Alcalde Laracha
Alcalde de Cabana
Alcalde Laxe
Alcalde Coristanco
Alcalde Malpica
Alcalde Ponteceso
20/09/2019
Busca noticias: 
Vista de Impresión


Novedades


El cannabis, de inofensivo nada (05-02-2015)

FOTO: Santiago Nogué, coordinador de la jornada y responsable de Toxicología Clínica del Hospital Clínic de Barcelona.

CATALUÑA, Es la droga ilegal más consumida en España, el 17% de los jóvenes de nuestro país la consumen habitualmente, y según los expertos, produce daños orgánicos en los consumidores, especialmente en quienes se inician en su consumo con menos de 16 años.

A pesar de la creencia popular y de su consideración de ‘inofensivo’, el cannabis es una sustancia que produce daños orgánicos en los consumidores, especialmente en quienes se inician en su consumo con menos de 16 años.

Los daños referidos van desde los neurofisiológicos hasta los problemas respiratorios y cardiovasculares, pasando por alteraciones del sistema endocrino y del sistema inmunitario, entre otros.

Así lo han destacado los expertos reunidos hoy en Barcelona durante las X Jornadas de Actualización en Toxicología, organizadas por la Sección de Toxicología del Servicio de Urgencias del Hospital Clínic de Barcelona, y que cuenta con el aval científico de la Fundación Española de Toxicología Clínica (FETOC) y del Grupo de Trabajo de Toxicología de la Societat Catalana de Medicina d’Urgències i Emergències (SOCMUETOX).

Por eso ante la polémica por la proliferación de Clubes Cannabicos en diferentes regiones de la geografía española y la posible banalización de sus efectos,expertos como el doctor Santiago Nogué, coordinador de la jornada y responsable de Toxicología Clínica del Hospital Clínic de Barcelona, se muestran contundentes: «Es paradójico que se hagan campañas antitabaco y se impongan restricciones para fumar –que están teniendo un gran éxito-, al mismo tiempo que se permite que prosperen lugares donde la gente pueda consumir cannabis. Los efectos nocivos del cannabis no deben ser minimizados. Se trata de una droga muy adictiva», afirma y recuerda que es la droga ilegal más consumida en España y en Europa – un 17% de los jóvenes españoles (entre 15 y 34 años) consume esta sustancia y un 4,4% lo hace a diario, según el Informe Europeo sobre Drogas 2014–.

Fármacos y drogas ‘sexuales’

Pero el consumo de cannabis no ha sido el único tema abordado en esta décima edición de la Jornada de Actualización de Toxicología. Así el doctor Miguel Galicia, miembro del Servicio de Urgencias del Hospital Clínic de Barcelona, ha hablado sobre el uso y abuso de fármacos y drogas en las actividades sexuales.


En este contexto el especialista ha subrayado que es importante distinguir entre el uso y abuso de fármacos o drogas: «El uso de determinados fármacos puede ayudar en las relaciones sexuales (como los que se usan en la disfunción eréctil o la eyaculación precoz) o dificultarlas (como los hipotensores arteriales), mientras que el uso de determinadas drogas puede modificar la percepción sensorial que tiene el consumidor de su entorno. Que esa experiencia sea más placentera, o no lo sea, depende de la experiencia previa del usuario y de las expectativas creadas. Es decir, hay personas que disfrutan más de su sexualidad bajo los efectos de alguna droga, y hay otras que no lo consiguen».

En cuanto a qué fármacos se usan y de qué drogas se abusa, el doctor Galicia indica que «se usan múltiples sustancias. Algunas tienen efecto sobre el estado de ánimo (cocaína u otros estimulantes) y otras tienen efectos más específicos sobre la sexualidad (2CB, poppers, GHB…)». También se utilizan fármacos como la ketamina y las benzodiacepinas, que «si bien no tienen efecto prosexual ‘per se’, se usan combinados con otras sustancias de abuso (anfetaminas o cocaína) para disminuir los efectos secundarios de estas últimas como el nerviosismo o los temblores».

Además, hay diferencias en cómo afectan a las relaciones sexuales diferentes tipos de sustancias. «Las sustancias depresoras de la conciencia (alcohol u opiáceos) pueden hacer imposibles las relaciones sexuales en caso de consumo de altas dosis. Por su parte, la cocaína, la marihuana y también el alcohol, en dosis bajas, aumentan la sociabilidad e indirectamente pueden favorecer las relaciones sexuales», agrega el experto.

# Enlace permanente a esta noticia
Utiliza este enlace para copiar como acceso directo o para añadir a favoritos.
fuente: Diario Vasco >>
 



Patrocinan: