Actualidad

Las casas de apuestas podrán anunciarse en los partidos de fútbol aunque sin usar famosos ni alusiones al «éxito»

0
Publicidad de casas de apuestas en un partido entre el Valencia y el Sevilla.

El proyecto de Real Decreto de comunicaciones comerciales de las actividades del juego que ultima el Ministerio de Consumo va a estar, en principio, alejado de la regulación «similar a la de los productos del tabaco» que prometía el acuerdo entre el PSOE y Unidas Podemos.

Según fuentes del Ejecutivo, el texto permitirá a las casas de apuestas (tal y como avanzó El Independiente) emplazar comunicaciones comerciales en las retransmisiones deportivas en directo en radios y televisiones siempre que comiencen a partir de las 8 de la tarde (7 en Canarias). Podrán hacerlo (también en vallas publicitarias) desde esa hora y hasta las 5 de la mañana, todos los días de la semana, aunque los anuncios no podrán usar como gancho a personajes famosos y su contenido tampoco podrá vincularse a la idea de éxito o superioridad moral.

También se prohibirá la publicidad que sugiera que el juego es la solución a problemas sociales o financieros; los anuncios que inciten a la práctica compulsiva (con mensajes del estilo de «¡¡Apuesta, apuesta, apuesta!!»), los que presenten ofertas de préstamos para jugar y los que sugieran que la habilidad elimina el azar y condiciona el éxito en el juego, según fuentes conocedoras del decreto.

Para Loterías y la ONCE, la limitación de horarios no aplicará. Podrán emplazar sus anuncios en cualquier momento del día, pero tendrán que cumplir las mismas cortapisas respecto a su contenido. El texto no entra a regular las retransmisiones en streaming a través de plataformas como Youtube. Según el Gobierno, «en ninguna parte del mundo existe una regulación» al respecto, aunque no se descarta hacerlo.

El Ejecutivo ha introducido esa excepción para las competiciones deportivas días después de anunciar que la publicidad del juego online se restringiría a la franja de 1 a 5 e madrugada. Se trata, dicen en el Gobierno, de evitar «externalidades» negativas como las que, aseguran, propició la prohibición total de la publicidad del sector en Italia (un auge del juego ilegal). Además, esa excepción está «en coherencia» con una interpretación «garantista» de la Ley General Audiovisual.

Esta norma establece tres «franjas horarias consideradas de protección reforzada» para la protección de los menores que, entre semana, finalizan a las 20 horas. La misma ley señala que los contenidos «que puedan resultar perjudiciales para el desarrollo físico, mental o moral de los menores solo podrán emitirse en abierto entre las 22 y las 6 horas», un aspecto que garantizarían en cualquier caso, según el Ejecutivo, las restricciones que se van a introducir al contenido de los anuncios.

El decreto, que se pretende que entre en vigor antes de agosto (tras la próxima Eurocopa y antes de la nueva temporada de fútbol), desarrolla por fin un mandato recogido en la Ley del Juego de 2011. En el Gobierno defienden que es «un hito» en la ordenación del sector en España porque va a suponer que «el 99% de la publicidad del juego como se viene desarrollando hasta hoy no podrá ser igual cuando se apruebe» la norma y va «a contribuir a revolucionar totalmente» el panorama publicitario del sector.

Según esas fuentes, el decreto va a permitir «responder a una demanda social creciente de establecer limitaciones a la actividad» con el objeto de prevenir conductas adictivas, proteger a jóvenes y otros grupos vulnerables y articular un marco eficaz para el juego «sostenible».

Patrocinios y camisetas

El decreto, que el ministro de Consumo, Alberto Garzón, va a presentar en rueda de prensa este viernes, va a permitir que las casas de apuestas sigan patrocinando a los equipos de fútbol en sus camisetas, aunque introducirá algunos límites: este tipo de publicidad estará prohibida en las elásticas «que vayan destinadas a los menores» y tampoco podrán utilizarse marcas de operadores de juego en la denominación de estadios deportivos, recintos o equipos de fútbol.

El borrador incluye la anunciada prohibición de publicitar bonos de captación o fidelización, la limitación a 100 euros de los de bonos de bienvenida y la prohibición de «recirculación», esto es, la obligación de gastar determinada cantidad aparejada al bono. También introduce mecanismos de control de la publicidad del juego en redes sociales dirigida a menores e incluye la «prohibición de emplazar publicidad en recintos donde van a acceder menores».

La norma, que no afecta al juego privado autonómico (bingos, casinos, casas de apuestas y salones de juego físicos), dejará a discreción de las comunidades autónomas la prohibición de la publicidad del juego online en vallas publicitarias físicas o soportes urbanos, que estará prohibida «siempre que la comunidad autónoma lo prohíba y no lo permita expresamente».

El decreto incluye la obligación de que los operadores informen sobre los riesgos del juego y establezcan mecanismos de control para impedir que los menores accedan a él. Y prohibirá el envío de publicidad individualizada a quienes estén apuntados en el registro de interdicciones de acceso al juego, que en 2019 batió un nuevo récord de inscritos, con más de 50.000.

En caso de incumplimientos, el régimen sancionador será el establecido en la Ley del Juego, con multas de 100.000 al millón de euros que, en caso de reincidencia e infracciones muy graves, pueden oscilar entre uno y 50 millones y la posibilidad de retirada de la licencia.

Lo que pedía la patronal

El decreto, que contiene más de 100 medidas con obligaciones o prohibiciones para los operadores del sector de ámbito estatal (juego online y el denominado juego público de Loterías del Estado y la ONCE), recuerda en muchos aspectos a lo que reclamaba hace unos meses,en una entrevista a eldiario.es, Alejandro Landaluce, presidente de la patronal Cejuego, que representa al 60% del sector (aunque no incluye a muchos de los operadores del juego online) y que en 2018 mantuvo una intensa con dirigentes políticos ante la oleada de regulaciones sobre el sector.

En esa entrevista, el directivo pidió «una regulación que proteja a los menores, franjas horarias que se respeten, control de los mensajes para que no sean adictivos… Y que no se permita la utilización de famosos que tengan incidencia en los menores, como pueden ser futbolistas o youtubers». «Las empresas de juego presencial no necesitan tanta publicidad porque la gente ve el local», señalaba Landaluce, que pedía que no se hagan «trampas al solitario» con el juego público de Loterías y la ONCE: «No puedes sacar una ley que proteja a tu monopolio y perjudique al privado. Iríamos a los tribunales europeos y se ganaría fácilmente».

El Gobierno de Mariano Rajoy ya llegó a redactar un borrador de decreto que pretendía prohibir aquellos anuncios que asociasen el juego (también el del Loterías y la ONCE) al éxito y llegó a barajar la prohibición de utilizar a famosos. El texto acabó en un cajón.

Fuente: El Diario.es  Fuente: El Diario.es

 

“La industria del juego ha colonizado el mundo del deporte y supone un riesgo para los jóvenes»

Entrada anterior

La Asociación Vieiro sufre un nuevo robo en sus instalaciones

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Más en Actualidad