ActualidadPortada

El cigarro ‘antiansiedad’ en embarazadas fumadoras «es un mito sanitario»

NOTICIAS: 14.10.2022

Una matrona recuerda que «el tabaco es nocivo desde la primera calada» para el feto

 

TANIA CALAHORRA

«Estando embarazada es mejor fumar un poco que la ansiedad que produce dejarlo». Se trata de uno de los bulos más extendidos entre la población. Es habitual que las mujeres pregunten en las consultas de Ginecología o a sus matronas si hay una cantidad de tabaco permitida durante la gestación que no afecte al feto. La respuesta siempre debe ser que no la hay y que estando embarazada el consumo de nicotina debe ser cero, pero hay quien alega que ha recibido el consejo de «dar un par de caladas» para evitar la ansiedad que produce la falta de nicotina en el cuerpo porque es «un mal menor».

«Es un bulo alimentado por profesionales sanitarios», expone una matrona en redes sociales que recuerda que fumar es «una adicción que probablemente necesite de especialistas para dejarlo». En su comentario, aclara que «el tabaco es nocivo desde la primera calada para la criatura en formación. Mucho más que la ansiedad». Por ello, recuerda que no se debe fumar en el embarazo y que mucho menos se debe aconsejar que se fume «poco».

A lo largo de las 40 semanas de embarazo, no se debe consumir tabaco pero «quizás no valga con decir ‘Tienes que dejar de fumar’ y requiera de la intervención de profesionales formados en adicciones». Por ello, esta matrona apunta a que precisamente la gestación debería ser «un momento ideal para dejarlo».

Además, manda un mensaje a todas las mujeres que en consulta reciban el consejo de algún sanitario que les recomiende fumar estando embarazadas para «no sufrir ansiedad». Explica que es mejor que, ante esa circunstancia, se cambie de médico alegando: «Voy a tener que dejar de venir a su consulta porque la ansiedad que me generan sus consejos es peor que los beneficios para mi salud de ellos».

El tabaco es peligroso para el bebé

Como ya indicó la Sociedad Española de Ginecología (SEGO) Redacción Médica, «el tabaco, no solamente es peligroso por la nicotina, si no también por la gran cantidad de tóxicos que tiene y que pasan al feto». Por ello, no se debe fumar en ningún caso durante la gestación.

Recordaban, además, que el consumo de alcohol también está prohibido en mujeres embarazadas. Afirmaban que no existe una cantidad segura durante esta etapa, aunque exista un bulo que indica que una o dos copas a la semana está «permitido». «El consumo de alcohol durante el embarazo es un factor de riesgo que puede producir muerte fetal, aborto espontáneo, parto prematuro, retraso del crecimiento intrauterino, y bajo peso al nacer», explicaba Juan Luis Delgado, responsable Área Perinatal de la SEGO. «Excluyendo las causas de origen genético, el alcohol es el factor más importante para la aparición de alteraciones mentales y del comportamiento. De hecho, está considerado como la primera causa prevenible no genética de retraso mental en el mundo occidental».

 

Fuente

Comparte esto:

Los peligros de vapear

Entrada anterior

El humo de tercera mano puede desencadenar enfermedades de la piel, según un estudio

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Más en Actualidad