ActualidadPortada

Un estudio concluye que el uso excesivo de redes sociales puede reducir el deseo sexual de las personas

NOTICIAS: 25.07.2022

La investigación detectó que aquellos que desatendían otras actividades por estar activos en redes sociales suelen tener más problemas para llegar al orgasmo.

 

PORTUGAL. La adicción a las redes sociales puede empeorar la vida sexual de las personas, según ha concluido una investigación publicada en The Journal of Sexual Medicine. El estudio analizó los datos de 946 mujeres y 235 hombres que completaron evaluaciones de la función sexual y el uso excesivo de sus smartphones; y el de 535 mujeres y 194 hombres cuyas evaluaciones comparaban la función sexual y el uso de las redes.

«Existe una creciente conciencia de que el uso de las redes sociales puede adquirir las características de una adicción; cuando esto sucede, las redes sociales pueden empeorar el estado de ánimo», apunta Rui Miguel Costa, autor del estudio en el Centro de Investigación William en el Instituto Universitario en Portugal.

Un estado de ánimo negativo, continúa el experto, «se asocia con dificultades sexuales, me sorprendió la falta de estudios que examinaran si la adicción a las redes sociales está relacionada con las dificultades sexuales».

Costa detalla que encontró un solo estudio que databa de 2019 en el que se había determinado que un uso adictivo de las redes sociales podía tener efectos adversos en la función sexual femenina. Por ese motivo, el investigador quiso ir más allá y hacer la prueba tanto en hombres como en mujeres.

Hay que tener en cuenta que todos los participantes afirmaron haber sido sexualmente activos con parejas del sexo opuesto en el último mes. Se les preguntó por preguntas para determinar su adicción a las redes, como si descuidaban las tareas domésticas o si se habían quejado otras personas por la cantidad de tiempo que pasaban en las aplicaciones.

Resultados del estudio

Las conclusiones de la investigación de Costa aseguraban que el uso problemático de las redes sociales en mujeres se traducía en una menor excitación sexual, dificultades para lubricar y para tener orgasmos, insatisfacción sexual, color coital y mayor angustia sexual.

En el caso de los hombres, el uso problemático de estas apps puede ocasionar, según el estudio, una menor función eréctil, menor deseo, insatisfacción sexual y más dificultades para tener orgasmos.

 

Fuente

 

Comparte esto:

El nuevo Plan de Adicciones quiere retrasar la edad de inicio

Entrada anterior

“Un mañana mejor”: Todo lo que debes saber sobre el futuro del tabaco

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Más en Actualidad