ActualidadPortada

Los países con políticas progresistas han tenido mejores resultados contra el VIH

0

NOTICIAS: 07.06.2021

Un informe llevado a cabo por ONUSIDA muestra que, tras cuatro décadas desde de que se notificaran los primeros casos de sida, los países con leyes y políticas progresistas y sistemas de salud sólidos e inclusivos han obtenido los mejores resultados contra el VIH.

 

EE.UU. En esos países, las personas que viven con el VIH tienen más probabilidades de tener acceso a servicios eficaces contra el virus, incluidas las pruebas de detección, la profilaxis preexposición, la reducción de daños, el suministro de tratamientos antirretrovirales durante varios meses y un seguimiento constante y de calidad.

“Los países de alto rendimiento han proporcionado caminos a seguir por otros. Su financiación adecuada, participación genuina de la comunidad, enfoques multisectoriales y uso de evidencia científica para guiar estrategias enfocadas han revertido sus epidemias y han salvado vidas. Estos elementos son incalculables para la preparación y las respuestas ante una pandemia contra el VIH, la COVID-19 y muchas otras enfermedades”, ha declarado la directora ejecutiva de ONUSIDA, Winnie Byanyima.

A nivel mundial, el informe muestra que el número de personas en tratamiento se ha más que triplicado desde 2010. En 2020, 27,4 millones de los 37,6 millones de personas que viven con el VIH estaban en tratamiento, frente a solo 7,8 millones en 2010. Se estima que un tratamiento de calidad ha evitado 16,2 millones de muertes desde 2001.

Asimismo, ONUSIDA ha señalado que las muertes se han reducido en gran parte debido al lanzamiento de la terapia antirretroviral. En concreto, los fallecimientos relacionados con el sida se han reducido en un 43 por ciento desde 2010, a 690 000 en 2020. También se han logrado avances en la reducción de nuevas infecciones por el VIH, pero han sido notablemente más lentos: una reducción del 30 por ciento desde 2010, con 1,5 millones de personas infectadas por el virus en 2020, en comparación con 2,1 millones en 2010.

Por otro lado, el informe subraya que los países con leyes punitivas y que no adoptan un enfoque de salud basado en los derechos castigan, ignoran, estigmatizan y dejan a las poblaciones clave, que representan el 62 por ciento de las nuevas infecciones por el VIH en todo el mundo, y quedan fuera del alcance del los servicios sanitarios.

Por ejemplo, casi 70 países en todo el mundo penalizan las relaciones sexuales entre personas del mismo sexo. Asimismo, los hombres homosexuales y otros hombres que tienen relaciones sexuales con hombres, los trabajadores sexuales, las personas transgénero, las personas en prisión y los usuarios de drogas tienen poco o ningún acceso a los servicios sociales o sanitarios, lo que permite que el VIH se propague entre los más vulnerables de la sociedad.

Las mujeres jóvenes del África subsahariana también continúan quedándose atrás. Seis de cada siete nuevas infecciones por el VIH entre adolescentes de 15 a 19 años en la región son niñas. Las enfermedades relacionadas con el sida siguen siendo la principal causa de muerte entre las mujeres de 15 a 49 años en el África subsahariana.

Finalmente, ONUSIDA instó la semana pasada a la Asamblea General de las Naciones Unidas a comprometerse con los objetivos de una nueva declaración política sobre el VIH en la quinta reunión de alto nivel de la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre el Sida, que tendrá lugar esta semana entre el 8 y el 10 de junio.

+ INFO

Comparte esto:

¿Cómo saber si sufres EPOC?

Entrada anterior

Biblioteca: POLÍTICAS DE SALUD PÚBLICA SOBRE EL CONSUMO DE SUSTANCIAS PSICOACTIVAS. MANUAL PARA LA PLANIFICACIÓN EN EL ÁMBITO DE LA SALUD 

Siguiente entrada

También te puede interesar

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Más en Actualidad